sábado, 20 de octubre de 2012

Soliloquio






Si el mundo se desvanece un día
y el silencio me rodea abrazándome
¿se alegrará el corazón trayendo
fragancias, rostros, sentimientos
que ya no están?
¿O disfrutará de la abismal  soledad
de la ausencia de sonidos, de luces
que colman cada instante?

6 comentarios:

  1. Seguro que el mundo, desvanecido, sabrá gozarse de la soledad abismal, Gralba.
    Son los regalos del silencio.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. En el corazón siempre habitan los rostros, las fragancias que traen recuerdos y presencias, sentimientos encontrados, angustias y alegrías...
    Un besito
    Precioso poema.

    ResponderEliminar
  3. cuando todo desaparezca quedará en cada uno la memoria que dejaron impresa en nuestra vida las cosas y los seres y asi volverá a comenzar...
    muy reflexivo, me gusta, saludos querida amiga

    ResponderEliminar
  4. El silencio abraza para alcanzar la paz en momentos agrios.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. hola,
    nos gusto mucho tu blog!!!
    muy buen tema,
    ya somos tus seguidores,
    somos nuevos, esperamos tu visita.
    saludos desde:
    www.nuestro-mundo-diferente.blogspot.com.ar
    Toshiro-Francisco.

    ResponderEliminar
  6. Hola Gralba

    Esas preguntas y esas respuesta que tu sabes, reúnen la inocencia que debemos tener todos para vivir con asombro cada día y porque de ello depende nuestra estabilidad y equilibrio con el mundo.

    Un abrazo )

    ResponderEliminar